jueves, 3 de enero de 2013

Yo contra el mundo: Papá Noel

Mi hermana encontró esta carta en 9gag y me la mandó por facebook (por favor no vayan a 9gag, te fríe el cerebro y se roba incontables horas de tu vida si tenés la edad y el humor adecuado):

My cousin found out that Santa isn't real.

Para las que se quejan, traduzco: "Querido Papá Noel (es decir, Mamá y Papá): Los odio, y odio la Navidad. Ustedes la arruinaron!"

¿Por qué habría mi querida hermana de mandarme semejante cosa? Porque sabía que necesito este tipo de pruebas en la lucha contra molinos de viento que estoy librando contra el mundo. Verán, si fuera por mí, Genaro asociaría Papá Noel a Coca Cola y al concepto de la Navidad en general, de forma abstracta y sin ninguna relación a regalos. Pero hete aquí, que el padre se ha declarado fan Nº1 de la mentira organizada y no me permite llevar a cabo mi deseo. 

¿Por qué no me cierran todas estas farsas de Papá Noel, Reyes, Ratón Pérez?

1. No me gusta mentirle descaradamente a Geno. No me gusta decirle que hay alguien observándolo, que mire el cielo buscando renos, que escuche atentamente a ver si distingue los pasos DE NADIE, porque NO HAY FUCKING NADIE. Sí, ya sé, la carita de ilusión y qué sé yo, pero para eso le digo que están por llegar Piñón Fijo y el campeón mundial de pool, que para él son igual de ídolos. Para qué ilusionar a alguien con mentiras. No. Es como cuando me dicen que hay helado y es sólo de crema americana.

2. A mí todo ese circo, más que ilusión, me daba miedo. Vamos. Alguien mágico, con renos drogados que vuelan por el aire, que se mete en mi casa (ni hablar de un ratón que se mete EN MI CAMA), ja ja, qué amor, qué divinos los regalos, pero me daba pánico. Interno, obvio, jamás admitido, obvio, pero un nudo en la panza y un solo pensamiento: "Que vengan ya-ya-ya los regalos así se termina todo este asunto de una vez por todas". Me ayudan a confirmar esta postura las miles de fotos de niños llorando despavoridos a upa de los Santas de todos los shoppings del mundo.

3. Como muestra la carta de la foto, muchas veces hay indignación posterior, aunque, ok, no es para taaaanto como escribió ese chico. Pero sí se dan las conjeturas que hacemos una vez que nos damos cuenta de que se nos estuvieron cagando de risa en la cara todos estos años. "¿Y entonces cuando poníamos el pastito para los Reyes...?" "¿Y esa vez que vino Papá Noel a las 12?" "¿Y las cartas que le escribía?" (Respuestas: lo tiré a la basura, era el tío Pedrito, y las tiré a la basura en mi trabajo, para que no las vieras). Pura crueldad. Además, en una exhaustiva encuesta que vengo realizando, abrumadores resultados indican que el 98% de la población recuerda el momento exacto en el que descubrió la mentira y vio, por primera e indiscutible vez, que la gente es una mierda.

4. La injusticia social. Los chicos hacen sus listas de regalos, piden motos, aviones, casas de Barbie equipadas, qué sé yo. Algunos obtienen lo que pidieron, otros no. Y ahí es donde, año a año, los niños pobres confirman que Papá Noel, como el resto de la sociedad, quiere más a los niños ricos. ¿Cómo explicamos esto? ¿Por qué, si fuiste igual o más bueno que el hijo del CEO de la empresa de tu papá, Papá Noel a vos te trajo un autito de plástico y a él toda la escudería Ferrari a batería? ¿Eh? ¿Eh? 

5. El agradecimiento. Esta es una cuestión más personal, pero me rompe las soberanas re pelotas tener que hacer regalos que nadie va a valorar, porque todos irán en nombre del gordo ese o de los otros 3 aprovechadores de gloria. Yo quiero que Genaro sepa quiénes pensaron en él, quiénes se tomaron el tiempo de ir a elegirle un regalo que lo haga feliz. Quiero que le vean la cara de alegría cuando abre el paquete, pero que también reciban el beso, el abrazo y las gracias. Y que al otro día, él pueda identificar cada juguete por quién se lo regaló. Por supuesto que llegado el momento, los papás de mis ahijados tendrán la plena libertad de decidir si me dejan darles mis regalos en mi nombre o serán más tradicionales, pero yo ya avisé que con Geno, cada uno puede elegir si decirle "Tomá, te lo mandó Papá Noel" o "Tomá, me costó plata y esfuerzo pero te quiero y espero que te guste, lo cuides y juegues mucho". Mi regalo de Navidad para él, que fue bastante austero, fue de parte mía. Javi le compró un super auto a pedales para que se haga el langa en la placita, y le dijo que se lo trajo Papá Noel. Allá él. Vamos a ver cuánto aguanta en su postura a medida que pasen los años y Geno entienda que el forro de papá es el único que no le regala ni un mísero caramelo para Navidad. Mue-je-je.

Ahora se viene Reyes. Yo no le regalaría nada, la verdad, porque todavía no entiende y no necesita nada y qué le cambia, pero es más que obvio que alguno va a caer con un regalo. Mi posición es la misma: si querés, te da las gracias a vos. Si no, contribuís a crear un monstruo capitalista que cree que merece que le lluevan regalos de parte de figuras míticas gratuitamente, sólo por ser lindo, y seguramente después crecerá con la idea de que la vida le debe algo, pero todo bien, eh? Decile lo que quieras, posta.

25 comentarios:

  1. ya sabes lo que piesdo de los Reyes no??????? sino el 5 tendrè que ir con el pasto por tu casa, si no lo haces vos, lo hago yo...............un regalito pedorro y golosinas, no es tan malo tampoco.....por mi Navidad regalale un papelito que diga, los Reyes si existieron!

    ResponderEliminar
  2. Lo que decís está bueno, tenés razón en casi todo, el problema es cuando los chicos crecen, van al jardín y todos reciben regalitos de Papá Noel y blablabla y uno no (lo recuerdo de mi propia infancia).
    En casa viene Papá Noel, independientemente de cómo se hayan portado, y en la carta a P.Noel se escriben "ideas de lo que te gustaría", muchas, y PN trae algo de esa lista.
    Y los Reyes traen una pavadita (x ej el año pasado 2 remeras para c/u y una bolsita decorada con golosinas). Estuvieron chochos.

    ResponderEliminar
  3. este post es genial, empezó dándome risa, me identifiqué con los nenes pobres y te aplaudo (con teclas clap clap clap) porque tu misión es genial y espero que tu marido te deje llevarla a cabo. Es una punta de un mundo más justo, de un mundo más honesto, que tanto necesitamos.

    ResponderEliminar
  4. le vas a quitar la emocion a el chico??

    apaarte menos mal que no crees por que con los pedazo de dientes que tenes millonarias te harias con perez

    ResponderEliminar
  5. Jajajaja!!!! me encantó este post.Los míos saben desde que tienen uso de razón que Papá Noel es producto de la multinacional cocacolera y te aseguro que no son chicos traumdos ni nada parecido.El otro día en reunión de amigas hablabamos del tema y todas me miraban espantadas, rogándome que Ema no les pinche la ilusion a sus niños. Acá reyes no se festeja tanto, pero tampoco creen en eso.

    ResponderEliminar
  6. jajaja tenes razon, pero la verdad es que yo creia mucho en papa noel.. es mas,inventaba que le habia visto la bota.. y me encantaba! en realidad me di cuenta que me encantaba cuando alguien me dijo que no existian......
    en casa los reyes solo traian golosinas....jejejej pero ahora quetengo mis hijos me doy cuenta que me gusta que crean en algo, los reyes les traen una boludez... y papa noel, otra. lo que pasa es que ligan de todos lados.... en fin, esta bueno una leyenda.... ademas cada vez se enteran mas rapido....
    besos

    ResponderEliminar
  7. jajajajajaja!!!! Ge-nial....lástima q los mios ya estan re engañados....por lo menos nunca reciben lo q piden del gordo ese porq nosotros somos muy austeros!!!!

    ResponderEliminar
  8. Ann!!! Te quiero!!!
    A mi me daban mucho miedo los Reyes!!! Jajjaja
    xq el Gordo de Rojo venía mientras me ditraían con las estrellitas y otras pirotecnias variadas y yo estaba despierta... pero los Reyes.... entraban a casa cuando dormíamos!!! Cada ruidito me hacía morir de miedo!!!
    Igual... yo soy superfantasiosa y le hice creer a mi hijo...
    Cuando se destapó la olla... le expliqué el tema del espíritu navideño, las tradiciones y chau picho!!!
    Pero la verdad... leyendo la realidad social... y sí... me dan ganas de llorar!!! A esta altura de mi vida, no sé que decirte frente a esto, me dejás sin palabras...y pensando!!
    Besotes
    Pd: Q feo el anónimo!!!



    ResponderEliminar
  9. Me diste miedo! Juiiiira Grinch!!!
    Yo apoyo a Javi! Soy re papá noel, reyes magos, ratón pèrez, hadas madrinas y cuanto personaje fantástico ayude a los niños a vivir la magia y la fantasía de esos momentos.
    Para dar las gracias a quien corresponde, está el cumpleaños de la criatura...
    OK, te sentís engañado al momento de saber la verdad de la milanesa, pero fue lindo mientras duró! Y vale la pena el "sufrimiento"!
    Y crear toda la escena de juntarle el pastito y dejarles agua para los camellos de los reyes, no te cuesta nada y es divertido.
    Les tenias miedo a todos? Definitivamente yo soy una anormal... y declarada DEFENSORA de las fiestas. He dicho!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. vamos Mai , carajo!! estamos re solas en esto!!! yo tampoco tenia miedo, ni al ratón, eso es muy raro!!!!!!!!! parte Ann, ya lo dije por ahi, mi suegra caía e 24 mira lo que te compro la abuela, y lo ponía en el arbolito, yo creía morir, si quería los laureles, porque no lo compro en Noviembre, el 3 de diciembre???? y listo decían que lindo abuelita, una yegua!!!

      Eliminar
    2. Me sumo, ya somos más las que creemos en todo!

      Eliminar
  10. ja.ja.. me hizo reir mucho este post!!!
    besos Ann!

    ResponderEliminar
  11. Las tradiciones son lindas! Y como tales es lindo que perduren... Yo soy pro regalos y pro fiestas y pro papa noel reyes y demás
    La magia y la fantasía es una etapa en los niños, hermosa, y es lindo fomentarselas.... No es mentirles ni engañarlos, después ellos van a ayudar a mantener el.secreto para los más chicos de la familia y ayudando a comprar también los regalitos... Cuando se enteran creo que el miedo es pensar que ya no van a recibir regalo, pero cuando saben que igual pueden van a seguir creyendo en la magia
    Quien les hace el regalo no importa, ya durante el año saben por lo menos en mi caso, lo que es caro, barato, que trabajamos, el ganar plata, que las cosas no vienen de arriba, porque papa miel les traiga algo no pasan a creer que las cosas en la vida se regalan ni que todo es mercantilismoEn fin, en casa les dejan un regalo, en lo de los.abuelos, en lo de los tíos, y así... Y ellos le dicen yo le.escribi a papa noel y te dejo esto! Si por algún lado quieren atribuirse los laureles jajaja
    Pero.bueno, no veo grave la.creencia en estos seres, sino al contrario saludable, y sobre todo una hermosa tradición!!!

    Lucy

    ResponderEliminar
  12. Yo disfruto todo de la Navidad, incluido Papanuel. Tengo 30 y sigo creyendo en Papanuel! bueno, no tanto, tampoco la pavada, creo en la "intención" detrás del gordo, en la magia.
    No sé, leía tus planteos y algunos me parecían sensatos, otros muy crueles (lo de la carta, vamooos, qué horror, mi mamá todavía tiene guardadas las cartas que nosotros escribíamos, las he visto, no todos las tiran), pero creo que a pesar de todo no puedo estar de acuerdo contigo en esta.

    PD: Amo la publicidad de Movistar donde Papanuel llama por teléfono a los chicos xD

    ResponderEliminar
  13. Yo de nuevo, porque leí y releo y me parece una postura un tanto rigida! Porque vas a crear un monstruo porque papa noel le traiga un regalo?
    Los que le hacen el regalo pueden ver la.cara de felicidad de todas maneras cuando abre el.regalo, y pueden decirle que lo dejo en su casa
    De todas maneras, no hay tal necesidad de protagonismo, sino de que el niño disfrute.
    Para lo que vos decís está el cumple, el dia del niño, y los regalos no tienen que ser de mil pesos... Si querés pueden ponerle en nombre de ustedes un regalo en el.arbolito, y además otra pavadita, porque las hay, regalitos no caros, que se lo traiga papa noel y lo encuentra cuando se despierta... Así apoyan las dos posturas, la tuya y la de tu esposo
    No se, pensalo!!! Porque tanto odio hacia estos personajes?!!!!!
    Lucy

    ResponderEliminar
  14. Pobre pibe...dejalo vivir!!!

    ResponderEliminar
  15. Me encantaron todos y cada uno de tus argumentos. Uno más cierto que el otro. Me identifico mucho con el de los agradecimientos: finalmente es una la que se rompe laburando para regalarle algo. No es justo que Papa Noel se lleve todos los laureles.
    Excelente post,para pensar, jajaja

    ResponderEliminar
  16. Hola Ann, cómo te entiendo en todo, comparto casi todo, y agregaría: que es cuando tus padres te enseñan que esta re bien mentir si es por una buena causa (después cada uno define su "buena" causa, cierto?). Y yo me acuerdo muy bien del día que me enteré de todo, y cómo me hicieron cómplice de la mentira por mis hermanitos. (Detesto esos recuerdos). Por eso, mas allá de que yo no celebro navidad y mi esposo si, decidimos decirles las cosas como son a los peques, y enseñarles que sean agradecidos para con todos por su amor y atenciones. Pero esta es nada mas que NUESTRA forma de hacer las cosas, nada mas.
    Besos!!!!!!! Buen fin de semana!!!♥

    ResponderEliminar
  17. No Ann!!!! Se me cae un ídolo!!!
    Mirá, yo llegué a ser super grinch las navidades que MC tenía año y medio, y dos y medio. Creo que hubiera seguido así de no ser por cómo MC empezó a disfrutar de toda la magia que trae esta época. No es joda cómo les brillan los ojitos cuando ven que Papa Noel llegó a pesar de tener que haber estado en cada casa, que los reyes viniron aunque no hubo ruido a nada (no es estrictamente cierto... pero tampoco nadie entró desde afuera). Como decís, es muy personal pero en mi caso me conmueve mucho más eso que venga a darme las gracias por un regalo. En el caso de MC le "llueven" muchos más regalos en su cumple (que por suerte es en el extremo diametralmente opuesto del calendario) y eso también puede generar que se convierta en una malcriada, porque a esta edad le podés enseñar a que le dé las gracias a cada uno que le regaló algo, pero lo cierto es que poco le importa quién le regaló cada cosa... como así tampoco se da cuenta o no juzga si alguien significativo no le regala nada. También se agradecen otras cosas como que tu madre se banque tres horas de fila en Harrods para que te saques una misera foto con papa noel (je, supongo que ya no había harrods en tu época, pero era como un falabella mil veces más grande y mejor)
    Por otro lado, pienso, bah, me lo dijo mi terapeuta, pero vos también sabrás, que es dificil sacar a los niños de la cultura y los chicos cuando son chicos creen igual. Si no es en papa noel, en lo que sea (acabo de ir a buscar una entrada que hice al respecto si tenés ganas de leerla: http://alaqtecriaste.blogspot.com.ar/2009/12/creencias.html, sin obligación, por supuesto). No sólo en general tienen un pensamiento mágico, sino que si tratás de convencerlo de lo contrario en esa época, seguramente no te van a dar bola, y a un chico de... 10 años (para mí ningún chico normal de diez años cree en papa noel, sino que se hace, pero ponele 12 si querés) por más que todo su entorno se ponga de acuerdo en que nadie le diga, no lo dejen leer revistas ni navegar por internet, lo lleven hasta Laponia a visitar a Papa Noel... el pibe no se la cree más. Entonces más allá de disfrutarlo, no sé si se puede hacer mucho... digo para que estés preparada para G. no te crea si los primeros años le decís que Papá Noel no existe... porque aunque vayas con él a comprar los regalos y le muestres que Papa noel es un pobre tipo muerto de calor que cuando se saca el traje se tiene que tomar el 60 Panamericana repleto hasta las manos... no te cree, porque no está preparado para eso! Y sino va a creer en otras cosas mágicas.
    Por ejemplo, en mi caso, caigo en ese 98% que se acuerda de cuándo se enteró que Papá Noel no existía: la navidad que terminé primer grado, y como no podía ser de otro modo, me lo dijo mi hermana (mayor, se entiende). Igual mi mamá no se hizo mucho drama (de hecho creo que ni estaba en casa) pero a la que le guardé bronca era a mi hermana, no a Papá Noel porque me hubiera gustado creer un tiempo más. Y la prueba es que seguí creyendo en los reyes casi un año más. Si uno se pone a pensarlo no tiene lógica, pero así de fuerte es el deseo de un niño en creer en las cosas magicas (de los ratones de los dientes, sí que no me acuerdo)
    En mi caso, no me quiero meter en temas religiosos, pero sí me consoló, o no me pareció estafa, por el hecho de saber que eran historias reales, tanto la de San Nicolás de Bari (mi Santo preferido, aparte... de hecho en Europa los chicos reciben regalos el 6/12 que es San nicolás de Bari), como la de los reyes magos, que todos sabemos. En muchas partes de Europa en vez de los reyes está la tradición de la Befana, que también es una linda historia, de hecho más justificable de por qué todos reciben regalos.
    (sigo en otro mensaje porque, te aviso, este comentario superó los 4.096 caracteres

    ResponderEliminar
  18. Con el tema de la justicia social, ahí sí es una porquería, (y para el caso, todas las fiestas son una porquería si falta alguien de tu familia) pero bueno, eso tiene muchos matices también. Por más que no estés bien de plata, a la edad en la que todavía creen en papa noel, los reyes y demases, sirve cualquier cosa, o cualquier cosa que le puede gustar a un chico de esa edad. Para el caso hay nenes de tres años que reciben una play o una xbox porque el que la quiere en realidad es el padre, y a esa edad al pibe poco le importa, y otro es re feliz con una muñequita de bazar chino unas golosinas, o hasta un libro (que puede ser de tu propia infancia)... también se puede hacer lo que suelo hacer yo (por suerte no por falta de plata, sino porque me encanta verla disfrutar) es que cualquier cosa que necesita para esta época, va con paquete al arbolito, cuando ordinariamente las compraríamos sin ninguna ceremonia: necesita una malla nueva? al arbolito! remerita, short, sandalias, ojotas, sábanas, pinturitas, mochila, etc para el año que viene en el cole? Al arbolito! No sé, tal vez esté creando un monstruo... pero al menos le enseño que los regalos no deben ser todos de juguetes. Y a los chicos les gusta, claro que no le voy a regalar una sabana blanca o un toallon con monograma crudo y negro. Y cuando ya son más pedigüeños... o las cosas no están bien desde otro lado, o tienen más edad de afeitarse que de creer en papá noel y en los reyes!
    Yo creo (o quiero creer tal vez) que así como los hijos de las personas con amigos suelen tener amigos (o ser mejores amigos) si en esta época de su vida somos generosos con ella, a la postre, también será generosa de grande. Al menos a mí me pasa, antes de tener a MC a veces me ponía a pensar en cuánto había gastado en regalos; y si eso lo veía "recompensado" de alguna manera (y no por la parte material, precisamente) y después me puse a pensar en todos los regalos que recibía de chica sin que yo tuviera que comprar ninguno (por ahí ese es el secreto de disfrutar la navidad cuando se es chico, quién sabe!)
    Perdón el choclazo, igual respeto tu posición, y por ahí las dos son válidas, porque en definitiva lo que les debe hacer bien a los hijos es hacer lo que uno cree que es lo mejor para ellos, independientemente de los modos (sin llegar a ciertos extremos, claro!)
    Y si pensás que escribo todo esto desde la tranquilidad de ya tener el regalo de reyes de MC... pensás bien!

    Otra vez perdón por la extensión.
    Besos!

    ResponderEliminar
  19. uy Ann! explotó la blogósfera con este debate candente!! casi como el aborto y la marihuana. Ya han dicho muchas cosas, mi pequeño aporte, yo pasaba las navidades en casa de mis tíos y la conclusión es que al día de hoy todavía siento que les debo mucho porque me daban sin esperar que yo les agradeciera. No es mañana que Genaro te va a agradecer los regalos, pero los va a recordar cuando sea grande como parte del gran todo que hicieron por él sus papás. Y si, el momento de saber que todo era mentira es una cagada pero con mi hijo (el que sabe hasta ahora), lo dejé correr hasta que él mismo empezó a plantear preguntas. A mí me lo dijeron sin que se me hubiera cruzado la más mínima duda y fue un shock. Este año Guille ya va por su segunda Navidad ¨sin mentiras¨ y estuvo re felíz y agradecido con los regalos, y sobre todo, a pesar de los celos, no les ha roto la ilusión a los otros hermanos-por ahora...
    besos!!

    ResponderEliminar
  20. es un quilombo decirle que no existe, y despues pedirle que no diga nada a sus companieros de jardin.
    Somos muchas diciendote lo mismo.
    Y cuidado con hacer muchas cosas diferentes al resto... te puede salir caro el chiste.

    ResponderEliminar
  21. Hola Ann!!! es difícil tomar posición. Nosotros el año pasado (2 años y medio) no le habíamos comprado nada para reyes y luego sufrimos pensando si se iba a dar cuenta (porque va al jardín)
    Este año yo me puse a pensar que la ilusión con este tipo de cosas, desde que puede llegar a entenderlo hasta que deja de creer son a lo sumo unos 5 ó 6 años. Demasiado poco. Así que me puse onda navideña y la motivé a escribir la carta y se la llevamos a Papá Noel al shopping sin hacer la cola para la foto.
    Entre las cosas que le trajo el gordo, había un auto de kitty. En la parte de atrás del blister estaba el dibujo del auto más una moto con la leyenda "Collect them all". Y ella preguntó por qué no la tenía. Ahí se me llenó el culo de preguntas. Porque durante 3 años y medio me preocupé de no criar una niña consumista y con el pedido a Papá Noel entré en contradicción.
    No tengo rollo con crearle una ilusión y luego desmitificarla. Mis rollos vienen con el consumismo.
    Lindo debate se generó.
    Me gustó el comentario de Lola

    ResponderEliminar
  22. Qué descubrimiento éste blog! Bah, en realidad llegué gracias al Blogroll de Bella.
    Yo no se si soy grinch o anti grinch, pero me mataron los comentarios. Cuando tenga un pibe, te cuento. Aunque supongo que sin ser tan extremista, me sentiría mas identificada con tu postura que con la de los fanáticos navideños. Saludos

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.