domingo, 21 de agosto de 2011

Despedida de soltero - Parte I - La paciente psiquiátrica

Ok, lo voy a intentar. Lo vengo posponiendo indefinidamente desde hace demasiado tiempo, y si sigo así, va a pasar y ya no va a haber nada que decir. Esperemos. Pero me es difícil armar algo coherente con tantas, tantas ideas encontradas. Tantos aspectos, tantos puntos de vista, tantas formas de ver un problema que para unas cuantas afortunadas, afortunadísimas, ni siquiera es un problema. Me hace acordar a cuando teníamos que escribir essays en el colegio y siempre me terminaba olvidando de algo fundamental.
Veremos qué sale.

Puedo empezar por contar que cuando con J empezamos a hablar más seriamente del tema del casamiento, yo tenía 2 grandes motivos para pensar mejor no. El primero era mi aversión a ser el centro de atención, a las fotos, a la sonrisa permanente forzada. El segundo, (¿el principal?) era la despedida de soltero.

Cuando yo hablo de este tema, las mujeres tienden a hacer una de estas dos cosas:
a. Decirme "peeeero  nena, dejate de joder, ¿de verdad te preocupa? Tenés que confiar en tu marido; además, los hombres hablan y hablan pero en realidad después no hacen nada..."
b. Mirarme con cara de idea genia. y decirme "y bueno, no hagan despedida de solteros, y listo!"

La opción b me ennerva, me hace dar ganas de pegarle a la susodicha una buena cachetada y decirle "Nooo, jodeme, ¿cómo jamás se me ocurrió? Si era tan sencillo, ya mismo llamo a J y a sus 25 pelotuamigos para informarles que la despedida está oficialmente cancelada. ¡Me salvaste!"

Eh, no. Ya lo intenté, no se crean que no lo intenté, porque cuando una es joven y boluda no tiene ningún empacho en darse la cabeza contra el concreto, pero no funcionó. Para colmo de males, el boludo de J ya pasó por una pelea implacable con sus amigotes. ¿Cuándo? En la etapa previa a su matrimonio anterior... ¿Entienden lo que les digo? Los 25 pelotuamigos ya se perdieron la oportunidad de la primera despedida! ¿Se creen que se la van a dejar pasar esta vez? ¿Sí? ¿De verdad se la creen? Bueno, no se preocupen, pelotuamigo namber uan se ocupa de disipar esas dudas en facebook:

Una vez zafaste, 2 NO! La despedida no se negocia (sorry Ana) jajajaaa...... Voce ten passaporte al dia!?...




 Pero paren. Me estoy dejando llevar. Esto nos sirve de ejemplo para lo que estoy a punto de decir: cuando las mujeres optan por la opción A, sacan lo peor de mí. Lopeordemí es un monstruo incontrolable e inaguantable cuya misión es convencer a las mujeres del mundo de que J, y en lo posible también sus maridos, son unos hijos de puta importantes. ¿Si funciona? Sí, funciona. Chárlenlo con mis amigas, si no. O con las del gimnasio. O las del colegio. O mi mamá. Funciona. Y eso, claramente, después vuelve to bite me in the ass.

¿Qué hace el monstruo? Bueno, empieza por contar lo que mostré del facebook. El pelotuamigo en cuestión vive en Italia, y escribió eso UN MES antes de que efectivamente fuera a ser llevado a cabo el gran evento.
Sigo por describir, basándome en fact and fiction, de qué se tratan las despedidas de estos muchachos. Hablo de los mails que vimos, los cabos que fuimos atando, lo que nos contaron, lo que descubrimos, y también lo que imaginamos. Y ahí se empieza a debilitar el discursito del "tenés que confiar".

Sí, tengo que confiar, es verdad. ¿Pero por qué me obligan a participar del programa ese, Confianza Ciega (¿se acuerdan?)? Porque yo confío en J, confío en que cuando me dice que se va a hacer una nota, o a jugar al fútbol, efectivamente está haciendo lo que dice. Confío en que los miles de números femeninos de su celular son contactos de trabajo. Confío cuando va a comer con sus amigos. Confío cualquier martes a las 4 de la tarde. Pero estos tipos pretenden que yo confíe en que, aún si están tomando desde la mañana, aún si ya arreglaron quedarse todo el fucking fin de semana, aún cuando sabemos a ciencia cierta que ya han contratado putas para otras veces, aún cuando ya le avisaron que "esta vez no zafa", J no va a hacer nada que me pueda lastimar. Son pelotuamigos, recuérdenlo. Y a J lo tienen de punto.

La cuestión es que todo este discurso, que les aseguro que acá plasmé en un 10%, me empezó a hacer mal. Infecté a mis amigas con el mal, porque claro, sus novios también están invitados. Las volví a todas un poco locas. Y yo ya estaba desquiciada, peligrosamente les diría. Psiquiátricamente.

Mi punto de inflexión fue la semana pasada, cuando con J fuimos al salón donde vamos a hacer la fiesta por otro tema, y él me empezó a hablar de adónde le gustaría poner unos livings que quiere alquilar. ¿Mi respuesta? "Por favor no me hables de ese tema, me pone de mal humor". A ver si me entienden: hablar de mi futuro casamiento con mi futuro marido me ponía de mal humor. Soy loca con mi tigre, loca loca loca.

Como no tengo tiempo de llamar a Osde, pedir entrevista de admisión, pedir turno con mi psicóloga, etc, decidí cortarla. Decidí que ok, andá, ok, pasá el fin de semana, ok, confío. A cambio voy a pedir algo grande, muy grande, que ya tengo pensado pero todavía no es momento de largar.

Este post, como me temía, está más que incompleto. Principalmente, me es imposible escribir cuando todo el odio que destilaba antes ya no está, se disipó. En próximas entregas, me gustaría hablar de:
-Las otras mujeres, las víctimas anteriores.
-Mis patéticos planes de venganza.
-El tema padres de familia.
-La dificultad de desdecirse.
-La postura Susanita.

Me siento medicada, les juro. Me siento mucho mejor, obvio, pero a veces siento que esta nueva yo también merece una buena cachetada para despabilarme, para recordar lo importante que es estar siempre alerta, siempre en guardia.

11 comentarios:

  1. Mejor no opino, porque con el "humorcete" que tenés, me vas a putear! jajaja

    Pero si escribir todo esto te hace sentir mejor... mejor asi! Que te sea leve...

    Besos

    ResponderEliminar
  2. jajaaj que genio, eh.....pero que te preocupas, si lo mejor que sabemos hacer nosotras es, venganza a largo plazo
    querida! al pasar.. compra un hilo dental blanquito, y olvidado en una bolsa arriba de la cama " me lo trajo Marianita! para la despedida........
    EL DÌA ANTES DECI: la mia es mixta, he invitaron a algun ex cachondito
    dale preservativos......y guardate alguno vos, por las dudas! jajajajajajaj

    ResponderEliminar
  3. deja....con tiempo te pienso unas cuantas.......pero no te preocupes! sos exagerada.....jajajajaja
    ya me agache!

    ResponderEliminar
  4. Ana te re entiendo! Soy una celosa enferma, no sé qué haría en tu lugar. Si si, hay que confiar y bla bla bla, pero yo no pongo las manos en el fuego por nadie! Y los hombres, me refiero a los amigos del novio, en actitud despedida de soltero, pueden ser bastante turros.
    Ahora, tampoco quiero ser tan maldita de dejarte con un sabor amargo. Yo creo que si él te conoce en serio, va a saber el límite. Y los amigos qué tal? Sería óptimo que se enferme ese fin de semana. Fijate de cocinarle algo en mal estado, no sé, que se descomponga un poquito nomás. Te dejo la inquietud. mueeejejejje!

    ResponderEliminar
  5. Uy Ann, yo que te hacía super ocupada con tu casamiento y no super PREocupada en la despedida de soltero!
    Si querés otra tipa a la que le pueden salir cosas muy malas, lo primero que pensé cuando te leía es "¿Y no se puede hacer que se vuelva a pelear con los pelotuamigos?" unos días aunque sea (ya sé, J. me va a prohibir la entrada al blog!)
    Una pena que no hayan podido organizar una mixta y prefabricada como la nuestra.
    Pero en vista de las circunstancias, creo que la actitud que tomaste es la mejor. Bueno, no sé qué diría un psiquiatra, pero a mí evadirme de los problemas cuando no los puedo manejar me sale fantástico!
    Ojalá pronto estés acá contandonos qué "por qué me habré preocupado tanto por esa tontería?"
    Besos!

    ResponderEliminar
  6. Esta vez no puedo opinar porque Concubino es una rara avis del sexo masculino que está en contra (sí, en contra!) de las despedidas de soltero.
    Es un tema que gracias a Fortuna no me va a preocupar nunca
    Pero, te entiendo... yo también estaría a punto de ser internada en un psiquiátrico.
    Hacete amiga del té de tilo reconcentrado y el yoga.
    Más no te puedo decir.

    ResponderEliminar
  7. Ann We miss you!!! Where are you??? =S

    ResponderEliminar
  8. ¿Y? ¿Pasó?
    Como dije en el comentario anterior espero que estés ausente por estar ocupada con el gran acontecimiento gran este finde y no preocupada (o enjoada, o lo que sea).

    Besos!

    ResponderEliminar
  9. Hoy es el gran dia?!?
    Te deseo de corazòn que todo salga de maravillas y que sigas siendo tan feliz (como hasta ahora!), con la hermosa familia que formaste.
    Felicidades "Señora de J"!
    Y feliz cumple a Genaro!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  10. jajajajajajajaja no puedo creer lo mal que estas de la cabeza para no solo cagarte a vos misma el momento importante (que hasta ahi es aceptable) sino para pudrirle la cabeza a tus amigas y a las mujeres de los pelotuamigos ¿que te hicieron ellas? esa mala accion te vuelve sin dudas, X DIOS ESTAs MAL NO ES CHISTE!! Das con el perfil de esa de un country de Pilar que mato al hijito por bronca al marido!!! Ojala te trates a tiempo!!! Nose quizas lo vea asi x q yo zafe de la despedida,y logre hacerlo pelear a Javi con sus "pelutuamigos"... pero vos no lo lamento, yo igual confiaria en el se que nunca haria eso.

    Vero C. de Fatima

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.